ABANDONO DE INCAPAZ !!!!

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

leticia-becerril-bedolla-divorcio-inmediato

 

Por: Lic. Leticia Becerril Bedolla.

 

DE ACUERDO A NUESTRO CÓDIGO PENAL DEL ESTADO DE MÉXICO

LIBRO SEGUNDO

TÍTULO TERCERO DELITOS CONTRA LAS PERSONAS

SUBTITULO SEGUNDO DELITOS DE PELIGRO CONTRA LAS PERSONAS

CAPÍTULO III   “ABANDONO DE INCAPAZ ” 

Artículo 254:

AL QUE ABANDONE A UNA PERSONA INCAPAZ DE VALERSE POR SI MISMA TENIENDO LA OBLIGACIÓN DE CUIDARLA, SE LE IMPONDRÁN DE SEIS MESES A DOS AÑOS DE PRISIÓN Y TREINTA A TRESCIENTOS DÍAS MULTA, O TRABAJO A FAVOR DE LA COMUNIDAD, PERDIENDO ADEMAS LOS DERECHOS INHERENTES A LA PATRIA POTESTAD, CUSTODIA O TUTELA, SI FUERE ASCENDIENTE O TUTOR DEL OFENDIDO, ASÍ COMO DEL DERECHO A HEREDAR SI ESTUVIERE EN APTITUD LEGAL PARA ELLO.

 

abandono-de-infante-copia

Te invito a enriquecer este tema dejándome un mensaje con tu opinión sobre este artículo.

O si lo prefieres, puedes enviarme un correo con tus comentarios o sugerencias para abordar otros temas y con mucho gusto lo tomaré muy en cuenta: lic.leticia.becerril@divorcioinmediato.com

También te invito a conocer más sobre temas relacionados en mi sitio de Facebook:

https://www.facebook.com/divorciosincomplicaciones

8 comentarios en “ABANDONO DE INCAPAZ !!!!

  • Al nacer todos adquirimos derechos pero ciertos actos que incurren en la violación de estos, lo convierten en un delito “en este tipo de casos, de carácter local o estatal” pero cuando dicho acto involucra a una persona de imagen pública, con un importante o trascendente papel en nuestro país o es un criminal altamente perseguido o peligroso (ejemplo: El Chapo) este toma un giro que el Ministerio Público Federal absorbe y se legisla por el Código Penal Federal como nos hace mención y referencia en su Libro Segundo, Titulo Decimonoveno, Capitulo VII (Abandono de personas) en sus Artículos

    Artículo 335. Al que abandone a un niño incapaz de cuidarse a sí mismo o a una persona enferma, teniendo obligación de cuidarlos, se le aplicarán de un mes a cuatro años de prisión, si no resultare daño alguno, privándolo, además, de la patria potestad o de la tutela, si el delincuente fuere ascendiente o tutor del ofendido.

    Artículo 336. Al que sin motivo justificado abandone a sus hijos o a su cónyuge, sin recursos para atender a sus necesidades de subsistencia, se le aplicarán de un mes a cinco años de prisión o de 180 a 360 días multa; privación de los derechos de familia, y pago, como reparación del daño, de las cantidades no suministradas oportunamente por el acusado.

    Artículo 336-bis. Al que dolosamente se coloque en estado de insolvencia con el objeto de eludir el cumplimiento de las obligaciones alimentarias que la ley determina, se le impondrá pena de prisión de seis meses a tres años. El juez resolverá la aplicación del producto del trabajo que realice el agente a la satisfacción de las obligaciones alimentarias de éste. (DR)IJ

    Artículo 337. El delito de abandono de cónyuge se perseguirá a petición de la parte agraviada. El delito de abandono de hijos se perseguirá de oficio y, cuando proceda, el Ministerio Público promoverá la designación de un tutor especial que represente a las víctimas del delito, ante el Juez de la causa, quien tendrá facultades para designarlo. Tratándose del delito de abandono de hijos, se declarará extinguida la acción penal, oyendo previamente la autoridad judicial al representante de los menores, cuando el procesado cubra los alimentos vencidos, y otorgue garantía suficiente a juicio del Juez para la subsistencia de los hijos.

    Artículo 338. Para que el perdón concedido por el cónyuge ofendido pueda producir la libertad del acusado, deberá éste pagar todas las cantidades que hubiere dejado de ministrar por concepto de alimentos y dar fianza u otra caución de que en lo sucesivo pagará la cantidad que le corresponda.

    Artículo 339. Si del abandono a que se refieren los artículos anteriores resultare alguna lesión o la muerte, se presumirán éstas como premeditadas para los efectos de aplicar las sanciones que a estos delitos correspondan.

    Artículo 340. Al que encuentre abandonado en cualquier sitio a un menor incapaz de cuidarse a sí mismo o a una persona herida, inválida o amenazada de un peligro cualquiera, se le impondrán de diez a sesenta jornadas de trabajo en favor de la comunidad si no diere aviso inmediato a la autoridad u omitiera prestarles el auxilio necesario cuando pudiere hacerlo sin riesgo personal.

    Artículo 341. Al que habiendo atropellado a una persona, culposa o fortuitamente, no le preste auxilio o no solicite la asistencia que requiere, pudiendo hacerlo se le impondrá de quince a sesenta jornadas de trabajo en favor de la comunidad, independientemente de la pena que proceda por el delito que con el atropellamiento se cometa.

    Artículo 342. Al que exponga en una casa de expósitos a un niño menor de siete años que se le hubiere confiado, o lo entregue en otro establecimiento de beneficencia o a cualquiera otra persona, sin anuencia de la que se lo confió o de la autoridad en su defecto, se le aplicarán de uno a cuatro meses de prisión y multa de cinco a veinte pesos.

    Artículo 343. Los ascendientes o tutores que entreguen en una casa de expósitos un niño que esté bajo su potestad, perderán por ese sólo hecho los derechos que tengan sobre la persona y bienes del expósito. SALUDOS
    http://mexico.justia.com/federales/codigos/codigo-penal-federal/libro-segundo/titulo-decimonoveno/capitulo-vii/#articulo-335

  • Podemos tipificar el abandono como un delito de omisión, consistente en poner en situación de peligro tanto la vida como la salud de una persona incapaz de valerse por sí sola; esto derivado de la colocación en situación de desamparo por parte de quien tiene la obligación de proporcionarle los cuidados y sustento necesarios.
    Es importante señalar que la conducta dolosa que exige el abandono no puede de ninguna manera presumirse, sino que debe ser acreditada mediante elementos de juicio probatorios idóneos que hagan surgir sin dudas razonables la existencia de este.
    También resulta vital el poder diferenciar entre las figuras de abandono o de homicidio por omisión.
    Hay homicidio por omisión, cuando el autor de la conducta dolosa retira su protección en situaciones en las que el peligro de muerte ya es del todo concreto y directo.
    Si, por el contrario, al momento de efectuarse el abandono el riesgo es aun indefinido y remoto, nos encontramos entonces frente a un abandono de personas.

  • Es un tema de observancia familiar la crianza de los hijos, cuando la familia o el familiar repudia esta obligación, jurídicamente el estado activa a lo que acertadamente llama la jurisprudencia ¨de suerte se tiene el DIFEM¨ pues habrá que orientar mejor a las personas que no quieran a sus hijos para mejor en vez de abandonarlos e incurrir en el delito mencionado, mejor prevenirlas a entregar a sus pequeños conforme al a. 397 de la legislación civil federal el párrafo III. ENTREGAR AL MENOR A una familia de acogida, es una figura valida también para que ese menor pueda tener una familia inmediatamente, y no el MP o el DIFEM. Solamente es ir a cualquier dif de la localidad y hacer los tramites pertinentes. Esta figura jurídica previene a que esas personas que no quieren a su ser consanguíneo pueda ser protegido.

  • No hace falta mencionar que el hecho que ocurran estos actos, son totalmente inhumanos, tomando en cuenta el sentido ético. Habrá que reflexionar qué tan importante es para nosotros cultivar los valores, y al Estado reformar el sistema educativo tomando en cuenta ejemplos de otras sociedades en donde los índices de infantes en situación de calle son casi inexistentes.

  • ¿Por qué están sucediendo este tipo de comportamientos? Es una de las tantas preguntas que hoy en día nos formulamos. Indudable es un tema jurídico, pero que necesariamente proviene de la deshumanización de la sociedad toda vez que el hecho de que las personas abandonen a sus familiares en materia de incapaz, como si fueran objetos desechables o inservibles nos conlleva a identificar qué nivel de degradación social estamos. Estos casos deben de ser estudiados y abordados en el ámbito familiar y jurídico para tratar de entender las clases que lo originan y proponer una solución eficaz.

  • Las personas debemos ser responsables de nuestros actos, antes de cometer alguna acción que dañe a una persona que no pueda valerse por sí misma, debemos tener en cuenta el daño que le causaremos, podrían vivir con miedo, culpas, desconfianza y por esos sentimientos no podrán desarrollarse en sociedad. En cierto momento las personas tenemos la impresión que el hecho de que seamos valorados por otras personas es esencial para nuestra salud física y mentalmente.

  • Es un tema de gran relevancia del cual deberiamos de estar informados para pode hacer valer estos derechos, pero que lamentablemente no se aplica en muchas ocasiones por falta del conocimiento del agravado, este tema deberia de ser difundido en la comunidad mas vulnerable y alejada de medios de informacion ya que este es un motivo por el cual se violan los derechos, pero tambien el gobierno deberia implementar medidas para proteger a estas personas y hacer cumplir al responsable.

  • En mi opinión la mayoría de la gente no conoce los derechos que tienen las personas incapaces de valerse por ellas mismas. Todos somos iguales y más allá de tener obligaciones con los demás, tenemos una responsabilidad moral de apoyar y servir a la sociedad independientemente de lo que dicte la ley. De acuerdo a las condiciones o situaciones en las que se encuentre el prójimo debemos reflexionar y entender que lo mismo que pueden estar pasando ellos, podría estarnos pasando a nosotros y aplica la frase “no hagas lo que no te gustaría que te hagan…”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *